Viaje a Panamá

Nos ha costado pensar cómo expresar en palabras lo que nos hizo sentir este viaje a Panamá, y la verdad es que no estamos seguros si seremos capaces, pero, ¡allá vamos! .

Era el país de toda la ruta que menos habíamos investigado, pero sin duda, se ha posicionado muy arriba en nuestro ranking de países de CentroAmerica.

Nuestro viaje por Panamá duró cinco días y cuatro noches, tuvimos la oportunidad de conocer diferentes puntos del país por sus múltiples aeropuertos. El día que aterrizamos llegamos al medio día, casi la tarde, y dimos un paseo al atardecer por el Casco Antiguo de Panamá, una zona apartada de la city, llena de edificios coloniales y suelo adoquinado. Una zona llena de paredes de colores y flores en todos los rincones. Terminamos viendo anochecer con el skyline de la city de Panamá, una imagen increíble.

El segundo día cogimos un vuelo hacia el aeropuerto de David, para desde allí ir hasta Boquete Treek  . Una zona en mitad de un increíble bosque húmedo con gigantismo, donde realizamos doce tirolinas (¡las más increíbles que hemos hecho hasta el momento!) y dimos un paseo por sus puentes colgantes.

La tarde del segundo día de nuestro viaje a Panamá la pasamos haciendo una cata de cervezas, también en la zona de Boquete. Terminamos el día en el hotel Los Molinos, con unas vistas espectaculares .

El siguiente día, volamos de vuelta a Panamá City para ir hacia la zona Gamboa. Allí hicimos un tour en bote por las diferentes islas para realizar la observación de monos, de una forma cero intrusiva y muy bonita. Tuvimos la oportunidad de ver varios monos, y otras especies que viven en las islas del canal de Panamá.

Dentro del recinto Gamboa se encuentra el santuario de perezosos, hacen una labor preciosa de rescate, cuidado y re-insercción de perezosos, y muchos más animales que habitan en la zona o lugares cercanos. Tuvimos la oportunidad de aprender más sobre esta especie, totalmente desconocida para nosotros, y nos emocionó muchísimo esta experiencia.

Terminamos el día visitando el canal de Panamá y dándonos un baño en la piscina del hotel con unas vistas preciosas de la ciudad colonial en primer plano y la city al fondo, ¡Panamá es increíble!

Nuestro cuarto día fue muy especial para nosotros, visitamos la comunidad Embera Querá . Para llegar hasta esta comunidad hay que ir en barca por el río y de repente, entre los árboles, ves aparecer sus precioso asentamiento. Al llegar nos recibieron con música, y por toda la zona había niños corriendo y jugando, un oasis de felicidad sin duda alguna. Tras la bienvenida la persona más anciana de la comunidad nos guió por todo el terreno, enseñándonos las plantas que tienen y cómo las utilizan para diferentes usos, como curar enfermedades o prevenirlas, o incluso peines de pelo naturales.

Para despedir nuestra visita en la Comunidad Emberá Querá nos enseñaron sus bailes tradicionales, y nos invitaron a bailar con ellos. Si viajáis a Panamá, esta excursión a la Comunidad Embera Querá no os la podéis perder, de verdad, fue una experiencia preciosa.

Terminamos el día visitando el BioMuseo de Panamá, tiene un enfoque muy interesante donde explican la formación del Panamá y su importancia en la biodiversidad como puente para animales migratorios. Además tienen un mensaje muy importante sobre el problema que están sufriendo los mares y fauna marina a causa del plástico.

Nos despedimos de Panamá dando un pequeño paseo por la zona de la City, y comimos en La Fonda, un restaurante que ofrece comida típica de las diferentes zonas de Panamá 

 

Recuerda que en nuestro perfil de Instagram tienes más información con todos los lugares geolocalizados, os dejamos el link directo de nuestro viaje en Panamá a Instagram Stories  , y nuestra aventura en video:

Mil gracias por seguirnos y apoyarnos en cada aventura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *